instagram linkedin

La Bauhaus y la revolución de la arquitectura industrializada

La Bauhaus, marcó un punto de inflexión en la historia del diseño y la construcción. Con su enfoque innovador,  no solo revolucionó la forma en que se concebía el diseño y la arquitectura, sino que también sentó las bases para el desarrollo de la arquitectura industrializada. Con esta entrada de blog, vamos a explicar cómo esta escuela influenció no solo a los jóvenes arquitectos de la época, también su impacto y su legado continúan influenciando las tendencias arquitectónicas actuales.

Durante la República de Weimar (1919–33), Alemania vivió una especie de boom de las artes y oficios promovida por Walter Gropius, veterano de guerra e inspirada en el movimiento Arts and Crafts inglés. Lo que Gropius tenía en mente era prácticamente una utopía para la época. Un país derruido por la guerra reconstruido por una generación de jóvenes con grandes habilidades prácticas e intelectuales. Construir una nueva sociedad más civilizada y menos egoísta.

Para lograr su objetivo lo primero que hacía falta era una escuela de carácter democrático y co-educativo que podría impartir un plan de estudios fuera de lo convencional pensado para que cada estudiante (ya sea hombre o mujer) siguiera su propio ritmo interno a nivel artístico y personal.  Nació así la Bauhaus (en alemán, Casa de construcción).

 

La Bauhaus: Fundamentos de la Revolución

 

La Bauhaus, bajo la dirección de arquitectos visionarios como Walter Gropius, Ludwig Mies van der Rohe y Marcel Breuer, se centró en un enfoque multidisciplinar que buscaba la unión del arte, la artesanía y la tecnología. La escuela promovía la idea de que el diseño y la arquitectura debían ser accesibles para todos. Adaptarse a las necesidades de la sociedad industrial emergente.

Los estudiantes empezaban como aprendices, después se hacían oficiales, y finalmente, si eran lo suficientemente buenos, se convertían en maestros. Todo esto bajo los profesionales más reputados de la época. Entre ellos no solo los arquitectos que hemos citado antes, también teníamos a artistas ilustres como Paul Klee o Vassily Kandinsky

Los principios fundamentales de la Bauhaus incluían la simplicidadfuncionalidad y la utilización de materiales modernos.  Sentaron las bases para una nueva era para el mundo del diseño, la arquitectura y la fabricación industrial.

Theo van Doesburg,  creador de la imagen de la Bauhaus que todos conocemos resumió todos los ideales presentes en la escuela en líneas rectas, simplicidad, eficacia.  La funcionalidad del diseño industrial de la mano de la estética.

 

Innovación y Funcionalidad: Bauhaus en la Arquitectura Industrializada

 

La Bauhaus no solo tuvo un impacto significativo en la educación y el pensamiento arquitectónico, también desencadenó una revolución en la forma en que se construían los edificios. La adopción de tecnologías y procesos de producción industrial permitió la creación de edificios de manera más rápida, económica y eficiente. La arquitectura industrializada que exhibían se basaba en la estandarización y prefabricación de elementos constructivos, lo que permitía una mayor producción en serie.

La Bauhaus fue pionera en la aplicación de conceptos modernos de diseño en la arquitectura industrializada. La adopción de formas geométricas simples y el uso de materiales como el vidrio y el acero, se convirtieron en sus características distintivas . La idea de que “la forma sigue a la función” se hizo omnipresente en los diseños.

Es el momento en el que se que se empieza a hablar de productos industrializados. Funcionales, modulares y reproducibles, con un diseño atractivo para el mercado, manteniendo bajos los costos de producción.

 

“Una arquitectura para una nueva era”

 

En este contexto, arquitectos como Le Corbusier, Mies Van der Rohe, Walter Gropius o Richard Neutra se plantearon el reto de crear un nuevo modelo constructivo basado en la tecnología y se fijaron en el modelo de la incipiente industria automovilística para industrializar los procesos de la construcción. Estos grandes arquitectos experimentaron con diferentes materiales, desde los bloques de hormigón, al acero y la madera. Incluso se experimentó con formar geométricas poco usuales, como en el caso de las cúpulas geodésicas de Buckminster Fuller, que llegaron a ser propuestas profundamente rompedoras.

La vivienda unifamiliar se transformó en la unidad experimental para desarrollar estas nuevas técnicas. Incluso se llegó a celebrar en 1927, en el marco de del programa municipal llamado “La Vivienda”, una exposición en la colonia de Weißenhof de Stuttgart en la que se promovió la construcción de una treintena casas para poder experimentar e investigar los aspectos técnicos y constructivos del desarrollo industrial y poner las bases de “una nueva arquitectura para una nueva era”.

 

Un Legado Permanente: Bauhaus y la Arquitectura del Futuro

 

En 1925 la escuela se traslada a Dessau y finalmente a Berlín, donde fue asaltada por la Gestapo el mes de abril de 1933. Tras 14 años, 3 sedes y 3 directores, se decretaba la disolución de la Bauhaus. Todo el arte moderno del país fue saqueado y destruido, y para que nadie olvidara las “abominaciones” que se hacían en la escuela, el gobierno organizó una exposición de Entartete Kunst (arte degenerado) que sin quererlo se convirtió en una de las más famosas de la historia.

Aún así el legado de la Bauhaus sigue vivo en el siglo XXI, y su influencia puede verse en la arquitectura actual. La búsqueda de una arquitectura funcional, eficiente y estética no ha cesado. La famosa escuela alemana continúa inspirando a arquitectos y diseñadores de todos los países.

La próxima vez que visitéis Berlín, os recomendamos una visita al Bauhaus Archiv-Museum, que alberga la colección más completa del mundo. El edificio fue construido por el mismo Walter Gropius.

 

La nueva Bauhaus europea

 

En 2020, justo un año después del centenario de la escuela,  Ursula von der Leyen, presidenta de la Comisión Europea (CE), propuso la Nueva Bauhaus Europea, una iniciativa que busca unir sostenibilidad y diseño para crear una nueva forma de habitar ciudades.

Recogiendo lo sembrado décadas antes, la arquitectura ha evolucionado hacia un enfoque más centrado en el respeto al medio ambiente y la búsqueda de la belleza en la simplicidad.

La Nueva Bauhaus Europea es una iniciativa creativa e interdisciplinar. Abre un espacio de encuentro para diseñar futuras maneras de vivir y aúna arte, cultura, inclusión y tecnología. La iniciativa lleva el Pacto Verde Europeo a los lugares donde vivimos y llama a un esfuerzo colectivo por imaginar y construir un futuro sostenible, inclusivo y sano para el cuerpo y para la mente.